Victoria Azarenka: Me hubiera encantado ganar, di todo lo que tenía en la pista



by   |  LEER 1308

Victoria Azarenka: Me hubiera encantado ganar, di todo lo que tenía en la pista

La bielorrusa Victoria Azarenka, que este sábado cayó derrotada en la final del Abierto de EE.UU. ante Naomi Osaka, afirmó no estar decepcionada por el resultado del encuentro, pese a haber dejado escapar una ventaja inicial en el marcador, y subrayó que invirtió todos sus esfuerzos en el partido.

"Por supuesto, me hubiera encantado ganar, pero di todo lo que tenía en la pista", dijo Azarenka, que señaló además sentirse "muy orgullosa" de su progreso en las últimas tres semanas, en las que ha participado en Nueva York tanto en Abierto de EE.UU.

como en el Masters de Cincinnati. "Creo que he progresado mucho. He jugado muchos buenos partidos, y creo que me he puesto a prueba, tanto física como mentalmente en escenarios muy complicados", aseveró la tenista, que también perdió en la final del US Open en 2012 y en 2013.

"Pensé que a la tercera vendría la vencida, pero esta vez no ha sido así", dijo una sonriente Azarenka en la rueda de prensa posterior al encuentro, en la que confesó que comparado con sus derrotas de hace 7 y 8 años, se ha tomado este resultado "mucho mejor"

La bielorrusa, que se hizo con la primera manga por 6 a 1, dijo además que no está decepcionada, y aunque admitió que es "doloroso", apuntó que ella no va a cambiar: "No voy a estar deprimida.

Fue una experiencia más y no me salió bien" La deportista habló además de lo cerca que estuvo de dejar aparcada para siempre la raqueta, pero afirmó que ahora disfruta mucho más del tenis, no "estando necesariamente enfocada en el resultado, sino en el progreso, en estar presente, y en aceptar los momentos duros"

"He disfrutado en el torneo mucho más. Cuando eres joven, tienes a tu alrededor a gente no tan buena que te deja ver las cosas sólo de una forma, y realmente no ves el propósito real de vivir. Te conviertes en una máquina como jugador de tenis", subrayó.

Ahora, explicó, se siente mucho más "satisfecha, tanto fuera de la pista de tenis como en ella" "Creo que ese es el éxito de verdad. Y definitivamente me quedo con eso en lugar de solo con los resultados del tenis.

Creo que es un logro mucho más grande para mí a nivel personal", zanjó. Azarenka, que disputaba su quinta final de un Grand Slam, la primera desde el 2013 cuando perdió la final del Abierto frente a Serena Williams, rompió este sábado su racha de 11 triunfos consecutivos desde que llegó a Flushing Meadows.

Pero la exnúmero uno del mundo de 31 años consigue un premio de un millón y medio en metálico y ascender hasta el decimocuarto puesto en la clasificación de la WTA.