Maria Sharapova revela lo mal que lo pasó su familia con el accidente de Chernóbil

La ex jugadora rusa estuvo presente en un encuentro con sus fans organizado por una reconocida publicación

by Leonardo Gil
SHARE
Maria Sharapova revela lo mal que lo pasó su familia con el accidente de Chernóbil

En un video de YouTube subido por GQ, Maria Sharapova llevó a sus fans a navegar por varios detalles publicados sobre ella. Mientras se desplazaba por varios supuestos datos de Wikipedia basados en su vida, según informa el sitio web Sportsmanor, la rusa leyó en voz alta una línea que detallaba las condiciones de su nacimiento y que decía: "Preocupados por los efectos regionales del accidente nuclear de Chernóbil de 1986, los padres de Maria Sharapova abandonaron su patria justo antes de que Maria naciera".

Confirmando así lo escrito en la página. A continuación, Sharapova dio más información: "Mi madre estaba embarazada durante lo que estaba ocurriendo en la región de Chernóbil y por eso nací en Siberia, y luego me mudé poco después, gracias a Dios".

Maria Sharapova habla con entusiasmo de su nueva vida como madre

Maria Sharapova afronta una nueva vida. La tenista anunció su retirao allá por febrero de 2020 y ahora afronta su nuevo camino como mujer casada y madre de un niño pequeño.

Sharapova habló en una interesante entrevista con los micrófonos de New Beauty y lanzó interesantes declaraciones. Estas son sus palabras: "El papel de madre debe llegar en un momento determinado de tu vida, yo me sentía preparada y la verdad es que era algo con lo que siempre había soñado.

Tengo una excelente relación con mi madre, estamos muy unidas y compartimos mucho, estamos emparentadas y por eso también quería tener un hijo para poder compartir mis experiencias con él. Me emociona verlo crecer y yo también aprendo cosas nuevas.

Cada día es un día nuevo, siempre hay algo que aprender y es un gran reto. El aspecto deportivo también es muy exigente, te mantiene con los pies en la tierra todos los días. El tenis era algo que quería hacer cada semana, más allá de ganar o perder.

Siempre tenía que reinventarme y retarme a mí misma y no me sentía cómoda. No sé si es más difícil ser tenista o madre, digamos que ambos papeles son muy exigentes". María habló entonces de su hijo Theodore, el verdadero protagonista de la entrevista: "Es un niño ejemplar, a menudo hablo con él y rezo para que tenga un día tranquilo.

Afortunadamente es muy bueno, he tenido suerte debo decir. Además cuando le doy el pecho siempre tengo hambre, siento que siempre tengo que comer y esto me intriga. Este ha sido el año más rápido de mi vida, ha pasado volando en un abrir y cerrar de ojos.

Estoy entusiasmada con esta fase de mi vida, siento que estoy pasando mis primeros meses de vida y veo que todo está bien. Tengo curiosidad por saber cómo se desarrollará mi vida, entre el trabajo y la familia, y lo importante es encontrar el equilibrio adecuado".

María Sharapova fue número uno del mundo, ganadora de cinco títulos de Grand Slams, conquistó cada uno de ellos, y se convirtió en un icono del juego por su brillo más allá de las canchas de tenis, estableciéndose como una marca y una mujer de negocios.

Maria Sharapova
SHARE