Sebastian Korda: Me voy con la cabeza alta y voy a seguir trabajando



by   |  LEER 941

Sebastian Korda: Me voy con la cabeza alta y voy a seguir trabajando

Había muchas miradas fijadas sobre Sebastian Korda en esta edición del Abierto de Australia. Su gran propuesta tenística en su camino a cuartos de final y la bonita narrativa que lo situaba en disposición de repetir el éxito que firmó su padre Petr hace 25 años en Melbourne, eran atractivos suficientes para convertirlo en una alternativa al título.

Pero en el segundo set de su duelo en la Rod Laver Arena frente a Karen Khachanov sintió un pinchazo en la muñeca que acabó con sus esperanzas. Un dolor insoportable cada vez que pegaba la derecha que lo llevó a estirar su agonía hasta que no pudo más.

En el tercer set abandonó cuando el partido estaba 7-6(5), 6-3, 3-0. Una hora y 50 minutos después, el pequeño de la familia Korda se despedía de sus opciones de revalidar el trofeo de su padre.

“Creo que fue a peor durante el partido. Pegué un resto con la derecha y después era casi imposible mantener la raqueta en la mano”, explicó tras el encuentro. El estadounidense llegaba a Melbourne como reciente finalista en Adelaida 1 (p.

con Djokovic), donde —confesó— ya había sentido algún dolor en la zona. “Había tenido pequeñas molestias en Adelaida hace un par de semanas, pero desaparecieron. Durante los partidos, estaba en perfectas condiciones.

Después de un resto, me empezó a molestar mucho”. En el Abierto de Australia no había tenido rastro de ese contratiempo. No obstante, Korda logró dos prestigiosas victorias ante rivales Top 10 como el cabeza de serie No.

7 Daniil Medvedev y el No. 10 Hubert Hurkacz en su camino a cuartos de final. “Hay cosas positivas. Muchas más cosas positivas que negativas. Hoy fue duro, pero espero que nada serio y pueda cuidarme para no tenerlo en el futuro”, sentenció sobre la lesión.

“Aún así ha sido un gran torneo, con mis primeros cuartos de final de Grand Slam. Me voy con la cabeza alta y voy a seguir trabajando”. A estas alturas de la temporada, el americano presenta una tarjeta de 8 victorias en 10 partidos disputados.

Un balance más que notable en el estreno de la temporada. “Obviamente te sientes bien en pista, estás jugando contra rivales muy buenos, les ganas y, claro, te sientes bien”, señaló.

“Cuanto más juegas, mejor te sientes. Estaba haciendo buen tenis. Sé que probablemente nadie quería jugar contra mí ahora mismo. Creí en mí durante todo este tiempo”. “Me da mucha confianza.

Siempre había estado cerca de ganar grandes partidos, pero ahora los fui superando. Creo que es una enorme lección que he aprendido y, de cara al futuro, estoy orgulloso de mí mismo. Voy a seguir intentando hacer lo mismo, mantenerme mentalmente de la misma forma. Creo que puedo hacer grandes cosas en un futuro cercano”. Es el aviso de Sebastian Korda.