Gemma Triay y Ale Salazarsacan su billete para los octavos de Marbella



by   |  LEER 126

Gemma Triay y Ale Salazarsacan su billete para los octavos de Marbella

El cuadro final femenino del Cervezas Victoria Marbella Master arrancaba con el debut en el primer Master del año de las cuatro mejores parejas del mundo. La jornada arrancaba con la puesta en escena de Mari Carmen Villalba y Alba Galán, que comenzaban su aventura en el primer Master de 2021, ante una pareja que también debutaba en la localidad malagueña: Celeste Paz y Maite Gabarrús.

Imparables arrancarían Villalba y Galán, que en cuestión de minutos, se adjudicaban el primer set con un 6-0. El segundo se desarrollaría más ajustado, y aunque intentaban empatar la contienda Celeste y Maite, era demasiado tarde.

Con un 6-3, Mari Carmen y Alba se convertían en la primera dupla clasificada a octavos. Las campeonas del último torneo, Delfi Brea y Tamara Icardo, querían prolongar los buenos resultados y en su debut en Marbella, se medían a las jovencísimas Carmen Goenaga y Bea Caldera.

Un partido en el que Delfi y Tamara no comenzaban de la mejor manera, y esas dudas e imprecisiones las aprovechaban sus rivales para igualar el marcador. Sólo en el tie break conseguían imponerse las favoritas.

En el segundo, Delfi y Tamara iban a ser mucho más resolutivas, y con un 6-2 sellaban su pase a la siguiente ronda. Era el turno de las gemelas Sánchez Alayeto. Majo y Mapi buscaban su billete a octavos de final frente a la dupla formada por Raquel Piltcher y Esther Carnicero.

Iba a convertirse en uno de los encuentros más ajustados, y solo en los pequeños detalles las Alayeto lograrían imponerse con más claridad. Un 7-5 y un 6-4 en una hora y 45 minutos, les colocaba directamente en octavos.

Las número 1 del torneo, Gemma Triay y Ale Salazar, debutaban en tierras malagueñas frente a la pareja argentina formada por Cata Tenorio y Julieta Bidahorria. En un primero momento, la experiencia y la calidad de Gemma y Ale no iba a ser suficiente para doblegar a sus rivales, que comenzaban muy concentradas el partido.

Pero como una de las duplas favoritas del torneo, se impondrían después para cerrar el set con un 6-3. En esa dinámica ganadora en el siguiente set Salazar y Triay, y con un más claro 6-2, se hacían con su billete a la siguiente ronda.